Actividades De Team Building

Más De 40 Actividades De Team Building Para Equipos Remotos

¡El trabajo es mucho más que el trabajo! Uno de los factores importantes para el éxito de la empresa es la conexión entre los colaboradores. Fomenta la fraternidad con una de estas actividades de team building virtuales.

Talin Terzakyan
Written by Talin Terzakyan
febrero 3, 2022
Contenidos
¿Necesitas ayuda con el onboarding de talento internacional?
Prueba Deel

Trabajar a distancia tiene muchos beneficios, por lo que muchas empresas han optado por dar esta opción a sus trabajadores. En la mayoría de los casos, esta decisión es consecuencia de una intensa reflexión estratégica, planificación y organización.

Al menos así era hasta el brote de COVID de 2020.

Muchas empresas se vieron obligadas a implantar el modelo de trabajo desde casa y, con solo un par de días de antelación, cambiar todo su modus operandi. La pandemia forzó la mano de muchos empresarios, sin darles suficiente tiempo para planificar o incluso pensar en las decisiones que se vieron obligados a tomar. Y casi todos los recursos se destinaron a averiguar cómo iba a continuar el negocio en estas circunstancias cambiadas.

Pero casi todos los empleados y trabajadores te dirán que el trabajo es mucho más que eso. Uno de los factores importantes que contribuyen al éxito de la empresa es la conexión entre los trabajadores.

Si no se invierte en la creación de equipos, es probable que estos no se construyan. Y se necesitan equipos fuertes que trabajen bien juntos, aunque trabajen a distancia.

Por eso hemos elaborado una lista compleja, diversa y bien explicada de actividades de creación de equipos útiles para equipos remotos. También las hemos clasificado por categorías, para que puedas encontrar rápidamente lo que necesitas. Haz scroll y empieza a ponerlas en práctica; ¡cuanto antes, mejor!

Recursos necesarios para juegos de team building

Para organizar juegos de creación de equipos virtuales, solo necesitas tres cosas: tiempo, recursos y la actitud adecuada.

No puedes esperar que tus trabajadores trabajen ocho horas seguidas y luego se queden dos horas más para un ejercicio de creación de equipos. Lo más probable es que estén cansados, hambrientos y que sus seres queridos, que han sido pacientes todo el día, requieran su atención. Por eso es necesario incluirlos en su programa diario.

Como hemos mencionado, puede tenerlos sin gastar un solo peso.

Sin embargo, dado que tus trabajadores estarán pegados a sus ordenadores, sería preferible darles herramientas que les ayuden a transmitir tu mensaje. Plataformas como Skype, Zoom, Slack, Google Meet, etc., pueden ser muy útiles para los chats de video. Asegúrate de que tienes buenas herramientas para la mensajería, ya que la utilizarás mucho. Prueba un par de ellas para ver cuál funciona mejor, y luego elige una y quédate con ella.

A nadie le gustan los cambios, al principio. Implementar algo que requiera que tus trabajadores remotos hablen, o dibujen, o revelen detalles personales no será necesariamente recibido con gran entusiasmo. El no es la respuesta más probable porque es la más fácil. Si realmente quieres conseguir los resultados deseados, tienes que asignar a una persona dedicada, probablemente del departamento de RRHH. Esta persona fomentará la participación y ayudará a sus tímidos compañeros de trabajo a relajarse y disfrutar.

Asegúrate de elegir a alguien que sea querido y conozca a la mayoría de los compañeros, para que tu mensaje llegue más fácilmente.

Tipos de actividades diferentes de creación de equipos virtuales

  • ¿Tienes un equipo remoto de cinco personas y quieres que se acerquen?
  • ¿Tiene más de 100 personas internacionales en tu equipo y quieres que se conozcan entre sí?
  • ¿Tiene un equipo cuyos miembros son tímidos y apáticos?

Pues necesitas encontrar "la zaptillas de cristal que encaje". A continuación tienes una lista de actividades para trabajadores remotos que los acercarán y salvarán esa brecha virtual que han estado experimentando. Si nunca has hecho algo así, empieza con algo pequeño. Quizá no puedas organizar una búsqueda del tesoro completamente virtual, pero puedes empezar con algunos juegos sencillos que son igualmente divertidos cuando se hacen a distancia. ¡Echemos un vistazo!

¡Nada como un buen rompehielos para liberar la tensión!

Los juegos para romper el hielo se utilizan a menudo en los talleres y las sesiones para poner a todos en el mismo nivel de energía. Si nunca has realizado ningún tipo de actividad de team building a distancia, esta puede ser una buena manera de empezar. Los juegos para romper el hielo son siempre fáciles de llevar a cabo, no requieren planificación ni herramientas previas. Por otra parte, pueden dar el entretenimiento que la mayoría de los trabajadores remotos necesitan.

1. 5 segundos en la silla caliente

Este juego es mejor en equipos pequeños, ya que requiere la participación de todos. Por supuesto, también se puede hacer con más personas, pero podría durar demasiado. Normalmente, es mejor empezar con alguien que conozca las reglas y ayude a los demás a entender el juego. Comienza con una persona que hace la pregunta y luego dice el nombre de la persona que debe responderla. El compañero cuyo nombre se ha dicho tiene 5 segundos para responder a la pregunta, hacer otra pregunta y decir el nombre de otro compañero (no el mismo) que debe responderla.

El juego continúa hasta que todos hayan respondido al menos una pregunta, la última de las cuales se dirige a la persona que inició el juego. La idea es que este juego sea muy rápido, aunque, al principio, probablemente no lo sea. Las preguntas deben ser fáciles, sencillas y cortas, como por ejemplo

  • ¿Dónde estuvista las vacaciones pasado?
  • ¿Tienes alguna mascota?
  • ¿Cuál es tu película favorita?

Si trabajas con un equipo remoto que no se conoce demasiado bien, puedes hacer que una persona haga todas las preguntas y pase lista a los demás miembros del equipo para que respondan. En cuanto todos se conozcan, puedes volver a la versión original.

2. Despertar al equipo

El entusiasmo se conserva mejor cuando se reparte, y este juego te ayudará a conseguirlo. Al principio de cada reunión de equipo, debes pedir a los participantes que digan esta frase: "¡Soy __________ y me apunto! Sería preferible que la gritaran, o al menos que la dijeran un poco más alto. ¿Qué deben decir? Lo que sientan:

  • ¡Estoy lleno, y me apunto!
  • ¡Estoy cansado, y me apunto!
  • ¡Estoy con ganas de comer, y me apunto!

No importa cómo se sientan, pero sí que lo compartan con el equipo. Así, no solo sabrás cómo está cada uno y quién necesita algo de atención extra, sino que conseguirás que todos se animen y estén preparados para empezar la reunión con energía.

3. Elige tu favorito

Este juego es ideal si trabajas con un equipo que todavía no se conoce muy bien. En cuanto a las preguntas para romper el hielo, es bastante sencillo. Al principio de tu reunión virtual, un facilitador designado hace una pregunta. Ten en cuenta que el facilitador puede ser otra persona cada vez que juegues. Su papel es elegir una categoría y preguntar por la favorita de cada uno. Pueden ser sabores de helados, películas de comedia, lugares de vacaciones, capitales del mundo...

Todo el mundo debe decir su favorito, y el resto depende del equipo: pueden emocionarse si alguien elige lo mismo, iniciar una discusión con alguien que piense diferente o incluso empezar a anotar sugerencias. Deja que la discusión fluya de forma natural y comienza la reunión una vez que todo el mundo haya dicho su opinión.

4. ¿Conoces realmente a tu equipo?

Supongamos que trabajas con un equipo que no es completamente nuevo pero que no se conoce realmente bien; este es un gran juego para ti. Funciona mejor si lo haces al principio de las reuniones del equipo y si lo haces de forma constante.

Requiere poca preparación previa. Al final de una reunión, haz saber a tu gente que les enviarás una pregunta y que ellos deberán enviarte una respuesta breve. Debe ser una pregunta sencilla, por ejemplo: ¿Cuál es tu programa de televisión favorito? Una vez que envíen sus respuestas, piensa en una forma de presentarlas: un simple PPT bastará. Al principio de la siguiente reunión, muéstrales las respuestas y deja que adivinen quién ha contestado qué.

A medida que el juego avance, puedes pedirles que envíen imágenes o que hagan preguntas más complejas. Lo mejor es que fomentes la participación y consigas que sean ellos mismos los que formulen las preguntas.

5. Rosa/Espina, un rompehielos virtual

Este juego funciona mejor en equipos pequeños que se conocen o han trabajado juntos. Pide a todos que compartan su "rosa" y su "espina" del día o la semana anterior. Una rosa puede ser algo positivo que haya ocurrido, relacionado con el trabajo o en privado. Una espina lo contrario, algo negativo o un bloqueo que haya ocurrido.

Anímales a que se ayuden mutuamente a resolver sus espinas y dales consejos y elogios. Si eres constante, los miembros de tu equipo empezarán a pensar inconscientemente en las rosas y las espinas durante sus jornadas de trabajo, por lo que tendrán algo de lo que hablar la próxima vez que se reúnan. Por supuesto, puedes idear tus propios términos y sustituir las rosas y las espinas.

6. Micrófono abierto virtual

Este juego es ideal para una empresa cuya cultura empresarial incluye un poco de humor y a la que le gusta jugar tanto como trabajar. Anuncia a todos que, al principio de cada reunión, el equipo tendrá 10 minutos para subir al escenario virtual. Pueden contar chistes, cantar, jugar, recitar un poema o cualquier cosa con la que se sientan cómodos. Si nadie se apunta, pide a alguien que se sienta cómodo con el público que sea el primero. De este modo, todas las reuniones comenzarán con algo positivo y posiblemente gracioso.

Juegos y actividades de palabra hablada

Trabajar desde casa durante una pandemia puede significar una de estas dos cosas: todo el mundo se encierra contigo, por lo que hay demasiada conversación y ruido, o te quedas aislado solo. Ambas cosas pueden ser complicadas, pero este tipo de actividades están diseñadas para la segunda situación. También son estupendas si los miembros de tu equipo no necesitan hablar entre sí con demasiada frecuencia, y si la mayor parte de la comunicación es escrita.

Realizar actividades como estas puede ayudarles a sentirse más cómodos hablando delante de un público, lo que a su vez aumentará su nivel de participación en las reuniones de trabajo.

7. Día de hablar como un pirata

Todo día de negocios serio debe tener un poco de humor y bromas. La idea de este juego es establecer una regla: durante los próximos 15 minutos, todo el mundo tiene que hablar como un pirata. O con un acento raro. O como una anciana. O muy, muy rápido. Puedes establecer reglas más fáciles o más complejas; lo que importa es que todo el mundo tiene que seguirlas.

Lo más probable es que no consigas hacer mucho durante esos 15 minutos, pero sin duda divertirás a los miembros de tu equipo y conseguirás que se abran más. Si tu grupo está un poco más tenso, empieza con una tarea fácil, para que todos puedan participar sin sentirse muy cohibidos.

8. Dos verdades y una mentira

Es muy fácil de jugar y se puede utilizar para equipos nuevos y antiguos por igual. Cada participante tiene que decir tres cosas sobre sí mismo. De esas tres cosas, una tiene que ser una mentira. El resto del equipo tiene que adivinar cuál es. Si quieres hacer las cosas más interesantes, siempre puedes ofrecer un pequeño premio: el que más adivine podrá empezar a trabajar mañana media hora más tarde. ¡Esto animará sin duda a la participación!

9. Embajadores

Si te gustan las actividades de team building un poco más complejas y que requieren preparación, esta es una gran opción para ti. Cada miembro del equipo recibe un país al azar que debe presentar a los demás. Por supuesto, no pueden decir el nombre del país. El resto del equipo adivina la respuesta correcta. Si tienes un equipo pequeño, puedes jugar a este juego durante más tiempo y tener una lista de clasificación cada semana. Para equipos más grandes, puedes convertirlo en un torneo.

10. Podcast de empresa

¿Tienes una persona en tu empresa a la que le gusta hablar mucho? Probablemente sí. Lo interesante de los grandes habladores es que suelen ser geniales a la hora de hacer que la gente les escuche. Si creas un equipo fuerte de grandes habladores y les pides que elaboren un podcast para toda la empresa, definitivamente darás a todos algo de lo que hablar.

Incluso puedes hacer que compartan alguna información importante, animar al resto de los empleados a que se unan a ellos como invitados y abrir debates basados en los temas que trataron.

11. Adivina la palabra

Este juego sacará sin duda a los competidores de tu equipo. Asigna parejas dentro de tu equipo y pídeles que elijan un elemento al azar de una lista: pueden ser objetos, animales, plantas, incluso celebridades. Puedes utilizar una de las aplicaciones o sitios web ya creados para ello. Una persona tiene que explicar la palabra mientras los demás la adivinan. Es un poco como el Pictionary, pero en lugar de dibujar en una pizarra, se limitarán a describir la palabra que han conseguido. ¡No te olvides de cronometrar a tu equipo y llevar la puntuación!

12. ¿Qué harías tú?

Aunque se juega mejor en parejas, se puede jugar a este juego en equipos de 3 a 6 personas. Para los equipos más grandes, divídelos en grupos más pequeños. Al principio de la sesión, haz que alguien pregunte a los participantes qué harían en una situación determinada. El juego funciona mejor si se eligen situaciones que requieran un poco más de debate, y no solo acontecimientos cotidianos. En lugar de preguntar: ¿qué harías si tuvieras una rueda pinchada? pregúntales ¿qué harías si te invadieran los extraterrestres? Haz que lo discutan en parejas o en pequeños equipos. El objetivo no es llegar a una conclusión determinada, sino un simple intercambio de opiniones.

13. 10 cosas en común

A veces es difícil conseguir que los empleados participen, y puede que sean demasiado tímidos para hablar delante de todos. Si les pides que digan datos divertidos sobre ellos mismos y no están acostumbrados a hablar en público, puede que recibas muchos "ummms" como respuesta.

Por eso, este juego es genial para animarles a abrirse sin sentirse presionados. Debes dividir a todos en parejas y darles un objetivo: tienen que encontrar diez cosas en común. Debería ser bastante sencillo hacerlo, pero sin duda requerirá mucha conversación. Si quieres hacerlo más difícil, fusiona los equipos, de dos en dos, hasta que todo el equipo tenga diez cosas en común, una lista que incluya a todos.

14. Clasifícalo

Este juego es otro ejemplo de actividad que fomenta la participación y el pensamiento fuera de la caja sin hacer que nadie se sienta presionado y ansioso. Al principio, elige cinco elementos al azar. Divide a tu equipo en equipos más pequeños de 2-3 personas. Dales un evento: apocalipsis zombi, rebeldía de robots, enfrentamiento en el salvaje oeste. Pídeles que clasifiquen la importancia que tendrían esos cinco elementos en ese caso. Tienen que elaborar la clasificación juntos y todos tienen que estar de acuerdo con ella. Continúa dándoles nuevos elementos, nuevas situaciones o fusionando equipos para llegar a la clasificación definitiva.

Juegos escritos que fomentan la unión de equipos a distancia

Después de todo un día de conversaciones y videoconferencias, no todos quieren seguir hablando. Sin embargo, aún te queda la ardua tarea de conseguir que tus empleados sean un mejor equipo, unirlos y asegurarte de que se divierten. Por eso hemos reunido un par de actividades centradas en lo escrito en lugar de lo hablado. Pruébalo y comprueba si funciona para tus equipos virtuales.

15. Historia interminable

Esta actividad es realmente sencilla: solo requiere que inicies un documento compartido al que todos puedan acceder y empieces a escribir una historia. Érase una vez un equipo, había un joven príncipe... O algo parecido. No utilices ninguna plantilla ni consejo, deja que la historia fluya de forma natural. Promueve esto entre tu equipo y haz que participen dejando una o dos líneas cada par de días. Antes de que te des cuenta, la página se convertirá en un cuento completo con el príncipe embarcado en muchas aventuras. ¡No olvides guardar la versión final y enviarla por correo a todos!

16. Carrera de velocidad de mecanografía

De vez en cuando, promueve una actividad que sea competitiva, con un conjunto claro de reglas y un ganador obvio, que debería obtener un premio. La carrera de velocidad de mecanografía es un buen comienzo, ya que juzga algo de lo que todo el mundo podría beneficiarse: la rapidez con la que sus empleados pueden teclear. Para empezar, ofrece a la oportunidad de probar el reto de 1 minuto en typingtest.com. Después, pídeles que se apunten a un torneo. A todo el mundo le gusta ganar, así que asegúrate de que el trabajador que finalmente gane tenga al menos derecho a presumir.

17. Blog interno

Una de las formas de asegurarte de que tus empleados se mantienen conectados entre sí, aunque trabajen separados, es darles la oportunidad de expresarse. La palabra escrita es la que más dura, y tener un blog interno significa que tus compañeros siempre pueden volver a leer artículos publicados anteriormente, aprender algo, inspirarse o simplemente leer algo divertido.

Promueve el debate sobre los posts, y premia al trabajador que más contenido genere, así como al que más lo lea.

Actividades virtuales de team building que requieren conocimientos previos

Ninguno de los juegos que hemos mencionado hasta ahora requiere información o conocimientos para poder jugar. Sin embargo, si diriges una empresa llena de empleados competitivos y con conocimientos que se sienten aburridos en casa, que paren aquí mismo y cojan un bolígrafo y un papel. Puede que le demos algunas ideas interesantes.

18. Nombra a ese tiralíneas

Antes de empezar este juego, asegúrate de que todo el mundo tiene los micrófonos puestos. Elabora una lista de canciones que fueran populares hace diez o veinte años. Puedes utilizar Spotify para ello. Pon una canción y haz que los demás adivinen de qué canción se trata. Tienen que decir el título completo, así como el intérprete; de lo contrario, no cuenta. El que acierte más canciones gana. Si ves que tus trabajadores responden con entusiasmo a este juego, sigue jugando unas cuantas veces más y luego cambia a algo igualmente competitivo. Convetirá la espera de las reuniones en algo lleno de emoción.

19. Juegos trivia pub

Los días en que se bebía en los pubs han quedado atrás, pero hasta que vuelva a ser aceptable realizar este tipo de actividades, ¡los juegos de preguntas y respuestas siguen vigentes! Inventa preguntas por tu cuenta o consulta alguna de los muchos sitios web. Lo mejor sería establecer una serie de reglas estrictas al principio y fijar las expectativas. Jugarlo es muy bueno para el ánimo y la unión, pero puede llegar a ser muy acalorado. Organiza un torneo y empareja a tus colaboradores con alguien con quien nunca hayan trabajado antes. Recuerda que la idea es que estrechen lazos, no que averigüen quién sabe más información al azar que los demás.

20. Seis grados de Wikipedia

Supongamos que quieres que tu equipo colabore en un determinado proyecto sin tener que pagar una costosa sala de escape online. En ese caso, este es el juego para ti. ¿Has oído alguna vez la teoría de que se puede llegar a cualquier persona del planeta en solo seis personas? Es decir, que solo hay cuatro personas entre tú y, digamos, Brad Pitt. Pues bien, existe otra versión de esto llamada seis grados de Wikipedia, que significa que puedes llegar de un tema a cualquier otro, completamente sin relación, en 6 clics o menos, viajando a través de las páginas de Wikipedia.

Puedes jugar a este juego con los miembros de tu equipo en forma de carrera, dándoles tareas y viendo cómo intentan llegar al resultado final tan rápido como puedan.

Actividades que incluyen imágenes y videos

Es un hecho ampliamente conocido que cada persona aprende de forma diferente, algunos escuchando, otros escribiendo y otros visualizando el material. Lo mismo ocurre con cualquier otra actividad, ya que muchas personas prefieren el estímulo visual. Echa un vistazo a esta lista de juegos para que puedas idear un team building a distancia completo que haga que todos se sientan involucrados y con ganas de participar.

21. ¿Quién es este bebé?

Uno de los juegos más divertidos se basa en adivinar cómo eran de pequeños. Pídeles que envíen sus fotos de bebé a una persona, que luego utilizará la pantalla compartida para mostrar las fotos al resto del equipo. Por supuesto, el objetivo será adivinar quién es quién. Empieza con las fotos de bebé y ve subiendo hasta llegar a la vergonzosa etapa de la adolescencia. Garantizará unas buenas risas.

22. Mini museo

Aunque mucha gente asocia los museos con arte valioso y artistas famosos, cualquier colección puede ser digna de un museo, aunque sea virtual. Para conocer a tu equipo online, elabora una lista de objetos corrientes y haz que te envíen fotos de ellos. Utiliza Google Drive o One Drive de Microsoft para conservar la colección, y asegúrate de que todo el mundo tiene acceso a ella. Crea un mini-museo de cuadernos, escritorios, tazas de café, mascotas y jardines. Será un gran iniciador de conversaciones, y permitirá a tus empleados conocerse mejor.

23. Pasar por el mundo

¿Tienes un equipo internacional que probablemente no se conozca nunca en persona? En ese caso, sería estupendo que pudieran hacer algo juntos que no esté relacionado con el trabajo. Este ejercicio fomenta la cooperación y el pensamiento creativo y es estupendo para cualquier equipo que trabaje a distancia. El objetivo es crear un video juntos, en el que cada uno aporte una secuencia relacionada con la toma anterior. Puedes empezar con alguien abriendo una botella, y otra persona puede verter el agua, la tercera toma será el agua vertida en una taza, etc. Deja que tus empleados sean creativos y solo dales orientación y recursos si lo requieren.

24. Juego de adivinanzas en la oficina en casa

A la mayoría de la gente no le gusta compartir la intimidad de su casa con sus compañeros de trabajo, y definitivamente no hay que presionar a la gente para que se abra más de lo que se siente. Sin embargo, compartir un poco no hace daño, y en la era de las videollamadas y el trabajo a distancia, el aspecto de tu oficina en casa no es una información tan privada. Pide a tu equipo que envíe fotos de su oficina en casa a su jefe de equipo, para que las comparta con el resto del grupo, sin revelar qué foto pertenece a cada compañero. Asegúrate de que todos hayan adivinado antes de revelar la respuesta.

25. Adivina el aficionado al cine

Cuando trabajas en una oficina con alguien, pasas mucho tiempo hablando de sus preferencias: autos, restaurantes, música, etc. Uno de los temas más habituales en las charlas de oficina son las películas y los programas de televisión. Para recrear eso en un entorno virtual, haz que cada uno saque una foto de su colección de DVDs, películas vistas en IMDB o Netflix. Primero, haz que todos adivinen a quién pertenecen las listas y luego abre un debate. Si no hay nada más, el resto del equipo obtendrá grandes ideas sobre qué ver a continuación.

Moverse es igual de importante para el team building

Obviamente, no puedes reunirte con tu equipo a distancia y dar un paseo, o correr, o charlar junto a la nevera. Pero es importante moverse a pesar de todo, especialmente ahora que pasamos tanto tiempo detrás de nuestros escritorios. Así que vamos a ver cómo pueden moverse juntos tú y tu equipo.

26. Fiesta de baile virtual

Si los miembros de tu equipo son nuevos y tímidos, quizá quieras saltarte este juego, al menos durante el primer mes o así. Para todos los demás, programa una fiesta de baile de 30 segundos al principio de cada videochat. Puede parecer un poco incómodo al principio, pero todo el mundo puede bailar durante medio minuto, aunque solo sea moviendo las caderas lentamente. El trabajo en equipo a veces crece al reírse de los movimientos incoherentes de los demás con una canción pop de los 80 sonando de fondo, y tus llamadas de Zoom nunca serán lo mismo.

27. Caza del abecedario

¿Buscas una actividad divertida que requiera más movimiento que las pequeñas fiestas de baile? No busques más. ¡Este es el juego para ti! Nombra a alguien como mediador. No tiene por qué ser un miembro veterano del equipo, incluso mejor si puedes incluir a los novatos. Haz que el animador proponga tres letras del alfabeto al azar. Todos los demás deben encontrar tres objetos, o seres vivos, que empiecen por esas letras. Deben encontrar los objetos en su entorno, pero también pueden ir por la casa rebuscando. Esta es una forma divertida de hacer que todos se muevan y disfruten de una sana competencia.

Actividades a distancia que incitan a compartir y a crear vínculos

Si se eligen y se llevan a cabo correctamente, ciertas actividades pueden promover la unión del equipo y ayudar a formar relaciones duraderas y significativas entre los compañeros. Este tipo de vínculos y conexiones ayudan a impulsar la empresa aún más, beneficiando tanto a los propietarios como a los trabajadores.

28. Pruebas de personalidad

Aunque no lo parezca, los resultados de los tests de personalidad son información muy privada y, en la mayoría de los casos, muy reveladora. Pide a sus empleados que hagan un test DISC estándar o un test Mayers-Briggs, y divídalos en pequeños grupos. Anímales a compartir los resultados, a complementarse entre ellos y a idear formas de superar las carencias que se les presentan.

29. ¿Qué debo hacer?

Esta idea está reservada a los equipos que ya tienen una base sólida sobre la que se puede construir. No requiere recursos, solo mucha confianza y algo de tiempo dedicado. El objetivo del juego es conseguir que tus trabajadores remotos se abran los unos a los otros y compartan algunas dificultades a las que se enfrentan. Puede ser tanto de carácter laboral como privado, dependiendo de lo que más les preocupe en ese momento.

Una vez que compartan el reto al que se enfrentan, el resto del grupo puede dar consejos, apoyo y palabras de ánimo.

30. ¿Qué me hace feliz?

En tiempos difíciles e inciertos, la gente suele recurrir al humor para pasar el día. Dado que tus trabajadores pasan la mayor parte del día contigo, debes idear una forma de que se liberen del estrés sin que ello afecte al trabajo.

Uno de los métodos probados es tener canales de comunicación para pensamientos e ideas informales y alegres. Dedica un canal de Slack para todas las bromas, memes, buenos ánimos y deseos. Pueden enviar emojis, GIFs y cualquier otra cosa que se les ocurra. Se convertirá en el primer canal que consultan por la mañana y muy a menudo también fuera del horario laboral.

31. Bucket list (pandémica)

Muchos de los objetivos y planes que se fijaron para 2020 se quedan sin cumplir. Esa sensación es terrible, y puede tener un impacto significativo en el bienestar de tus trabajadores. Deja que elaboren una nueva lista de tareas. Una que pueda hacerse incluso durante el cierre, con todo el mundo aislado. Haz que alguien de la empresa sea su compañero a distancia que le da apoyo y ánimo. Al final, organiza una llamada especialmente dedicada a esta actividad, en la que todos puedan tener la oportunidad de presumir de los objetivos que han logrado.

Actividades complejas y prolongadas

¿Y si tu empresa siempre ha sido remota y el COVID no ha cambiado nada en tu forma de trabajar? Pues estupendo, ya que probablemente significa que has probado la mayoría de los juegos que hemos ofrecido hasta ahora. No te preocupes, estamos preparados para llevarte al siguiente nivel. Una vez que hayas terminado con las actividades más fáciles y que consumen menos tiempo, puedes empezar a poner en práctica juegos e iniciativas que requieren más tiempo, energía y participantes. Así pues, veamos cuáles son nuestras sugerencias.

32. Club de debate

Si en tu empresa hay muchas personas de carácter fuerte y con opinión, esta es una actividad estupenda. Deja que todos los interesados se inscriban, formen equipos y dales un tema sobre el que debatir. Asigna moderadores, jueces, público, haz que participe toda la gente que puedas. Esta es una gran manera de promover el pensamiento constructivo y argumentativo que puede ayudar a cualquier empresa. Asegúrate de que eliges temas neutrales para que la discusión no sea demasiado acalorada.

33. Club de lectura

Además de las películas y las series, los libros son siempre un tema muy popular. Pero en lugar de que todos adivinen los favoritos de los demás, crea un club de lectura que lea y discuta un nuevo libro cada mes. O incluso con más frecuencia, según los miembros. Haz que alguien sea el responsable de la organización y asegúrate de que comunique a toda la empresa lo que se está haciendo y cómo pueden participar.

34. Cápsula del tiempo virtual

Enterrar cápsulas del tiempo ha sido una forma probada de conseguir que las comunidades, las clases y los equipos se unan y disfruten de una actividad compartida. El hecho de que tu equipo esté a distancia no significa que no puedas disfrutar también de esta actividad. Haz que todos contribuyan con un elemento digital: una foto, una carta, un video... Comprime todos los archivos y establece una contraseña. Oculta el archivo para que solo una persona tenga acceso a él. Establece un límite de tiempo y deja que todos se entusiasmen con ello. Recuérdales de vez en cuando sobre el tema, para mantener el interés y la conversación frecuente.

35. Club de amigos por correspondencia

Y ya que hablamos de cartas y de tradiciones olvidadas, ¿has participado alguna vez en un club de amigos por correspondencia? Los tiempos modernos permiten nuevas tradiciones, pero eso no significa que las antiguas deban ser olvidadas. Basta con enviar al menos un correo electrónico cada semana a su Pen Pal (amigo por correspondencia) sobre cualquier cosa que desee. No hay limitaciones ni duración obligatoria. Lo importante es que empiecen a escribir. El resto lo harán ellos mismos.

36. Proyectos de manualidades en colaboración

Si tu equipo se ha visto obligado a trabajar por separado después de pasar innumerables días juntos en la oficina, esta es una gran idea para ti. Siempre que puedas utilizar la oficina de correos local, asígnales esta tarea y verás su reacción. La idea es que el equipo trabaje en un único proyecto físico juntos. ¿Cómo? Bueno, primero deben ponerse de acuerdo sobre lo que van a hacer juntos. A continuación, organiza el orden. La primera persona empieza a crear, y en un momento determinado, envía el proyecto a alguien del equipo. Así sucesivamente hasta que el proyecto esté terminado. Incluso puedes llevar el juego al siguiente nivel animándoles a enviar también pequeños regalos y notas.

37. La increíble carrera en línea

Si trabajas con un grupo competitivo, este juego será sin duda el más adecuado. The Amazing Online Race es una de las mejores actividades virtuales de creación de equipos para inspirar el espíritu de colaboración y de competencia.

Divide a los participantes en equipos y elabora una lista de retos que deben realizar. En una pizarra virtual, haz un seguimiento de sus éxitos y del número de puntos que han conseguido. Establece un número fijo de retos o un periodo de tiempo, para que sepan que no tienen todo el tiempo del mundo. Piensa en un premio para el equipo ganador. Los equipos compiten para completar tareas en línea como "superar la máxima puntuación en Pac Man" o "hacer y subir un video de lip-sync con Total Eclipse of the Heart".

A lo largo del día, tú y los miembros de tu grupo se conectarán a través de una videollamada para evaluar el progreso de cada uno. ¡El equipo que complete primero todos los retos gana!

38. Manuales de usuario personales

Alguna vez has pensado: "¡Oh, ojalá esta gente supiera cómo me gusta trabajar! ¿O te has preguntado eso sobre otra persona, pero tenías demasiado miedo de preguntar? Pues bien, ¡ahora ya no tienes que hacerlo! El objetivo de este juego es conocerse mejor, sin la presión de revelar demasiado o el miedo a hablar en público. Haz que todos los miembros de tu equipo creen un manual de uso personal: lo que les gusta, lo que prefieren y lo que no soportan cuando trabajan con otros. Adjúntalos todos en un único archivo y compártelos con el equipo. Esto garantizará una mejor cooperación y entendimiento.

¡Siempre es un buen momento para iniciar un reto!

Trabajar con otros puede ser muy beneficioso porque siempre puedes contar con apoyo, consejo y amistad. Y todo ello puede formar parte de la cultura de tu equipo aunque trabajes a distancia. Empieza por elaborar una lista de posibles retos: ejercicio, estilo de vida saludable, dieta vegana, libros, número de pasos dados o agua bebida a lo largo del día... No presiones a nadie para que participe y deja que se una a los grupos por su propia voluntad. Haz un seguimiento de los progresos en tiempo real y asegúrate de que todos los que se esfuerzan tienen suficiente apoyo y ánimo.

Los eventos de team building virtuales pueden ser igual de divertidos

39. Brindemos por el gobernador (drinking game)

Si estuvieran juntos en un restaurante, en una fiesta o en un retiro de la empresa, ¿beberían? Si la respuesta es afirmativa, ¡entonces deberías jugar drinking game virtual! Ya que beber solo frente a la pantalla del ordenador no es muy divertido, puedes aprovechar esta oportunidad para hacer algo entretenido que relaje a tus empleados.

Cheers to the Governor es un drinking game r para estudiantes universitarios, pero puedes adaptarlo fácilmente a tus necesidades y optar por bebidas más aptas para el trabajo, como zumo o té. Funciona así: primero, durante la videoconferencia, se establece un orden. Cuantas más personas participen, mejor. A continuación, informas a todos de que el objetivo es contar hasta 21 (independientemente del número de personas que jueguen) y, cuando se llega al final, todos dicen: "Salud al Gobernador". A continuación, todo el mundo bebe un sorbo.

Cada vez que se repite la actividad, alguien tiene que inventar una regla diferente: saltarse todos los números que empiezan por S, aplaudir en lugar de decir el número dividido por tres, decir una ciudad en lugar de un número por cada número dividido por cinco, etc. Por supuesto, quien se equivoque tiene que tomar un sorbo, ¡y la cuenta vuelve a empezar!

40. Pausas virtuales para el café

Si todo el mundo está siempre trabajando -terminando proyectos, entrando en llamadas de zoom, escribiendo, codificando, dibujando y contando-, no hay tiempo para parar un segundo, tomarse un respiro y simplemente pasar el rato. Uno de los mayores inconvenientes del trabajo a distancia es la sensación de que nunca se deja de trabajar. No dejes que tus trabajadores se sientan así, y programa llamadas que no estén relacionadas con el trabajo. Puedes llamarlo hora feliz virtual, pero no tiene por qué incluir bebidas. Empieza por facilitarlo, invitándolos a todos juntos y explicándoles cómo funciona. Al cabo de unos días, deja que sean ellos mismos los que programen las llamadas, invitando a quien quiera tener la pausa. Es importante que les permitas relajarse sin que se sientan culpables por ello.

41. Fiestas y cumpleaños

Si no estás acostumbrado a trabajar a distancia, es probable que tus empleados se echen de menos. Si tu equipo siempre ha sido remoto, mejor aún, ya que estas actividades pueden convertirse en algo a lo que están acostumbrados desde el primer día. El hecho de que estén separados no significa que no deban celebrarlo.

Los eventos virtuales pueden ser igual de divertidos, especialmente para las personas que sufren de ansiedad y no se sienten cómodas rodeadas de tanta gente. Fiestas de Navidad, fiestas nacionales y cumpleaños... Programa una videollamada festiva, deja que todos actúen y se vistan con naturalidad y, si puede, envíales paquetes de atención de antemano. No hace falta que sea nada caro, incluso una simple caja de donuts hará que todos estén contentos y emocionados. No bloquees todo el día para este tipo de eventos, pero un par de horas no harán daño a nadie.

Si te parece que el ambiente es tenso y forzado, puedes jugar a alguno de los juegos que hemos mencionado o sugerir algo a lo que todos sepan jugar, como las charadas o el karaoke. La unión, la reducción del estrés y la cercanía general a la empresa que resultará de ello, tendrá mucho valor para tus empleados.

Por muy separados que estén, sus empleados deben sentir siempre que se preocupan por ellos y que forman parte de un gran equipo que trabaja bien en conjunto.

Cada inversión que haga para acercarlos a través de un conjunto de actividades virtuales de creación de equipos bien pensadas hará que su empresa esté un paso más cerca de donde quiere estar. A cambio, obtendrá empleados dedicados y motivados con un sentido de lealtad que realmente les gusta trabajar con sus compañeros de trabajo.

Lee más en nuestro blog:

Deel hace muy simple el crecimiento de los equipos remotos e internacionales.
¿Estás listo para empezar?

+

Países

+

Clientes

+

Firmas legales

+

Monedas