Tipos de Remuneración:

Tipos de Remuneración: ¿Cuál es el Adecuado Para tu Equipo?

Los distintos tipos de remuneración que puedes ofrecer a tus colaboradores tienen una influencia directa en su motivación, rendimiento y los resultados del negocio. Por ello es tan importante elegir la forma adecuada de retribuir al talento.

Talin Terzakyan
Written by Talin Terzakyan
abril 5, 2022
Contenidos
¿Necesitas ayuda con el onboarding de talento internacional?
Prueba Deel

En este artículo vamos a contarte qué tipos de remuneración existen y qué factores debes tener en cuenta a la hora de crear un sistema de retribución en tu empresa. Así, podrás brindar un paquete atractivo y garantizar los mejores beneficios para tus colaboradores.

¿Qué es la remuneración del talento?

La remuneración es uno de los elementos clave en toda relación laboral. Se trata del pago y otras compensaciones que reciben los trabajadores por las tareas que desempeñan para la empresa. 

Lo interesante de este término es que no se refiere únicamente a la percepción de un salario, ya que, de hecho, es posible retribuir al talento de otras formas. Eso es lo que permite que las empresas puedan ofrecer distintos tipos de remuneración a sus colaboradores, las cuales se complementan e incluso amplían al salario. 

Por lo general, el tipo de remuneración se establece en el contrato de trabajo que se celebra entre la empresa y el trabajador. Ya sea que se trate de un contrato por tiempo indeterminado o un contrato freelance.

Sumado a lo anterior, la remuneración es uno de los criterios que más influyen en la atracción y retención de talento. De acuerdo con un estudio centrado en América Latina, el 43,1% de las empresas establecen una remuneración competitiva como principal estrategia para retener al talento. 

De esta forma, queda claro cuán importante es elegir de manera adecuada el tipo de remuneración que ofreces en tu compañía.

¿Qué tipos de remuneración puedes ofrecer en tu empresa?

Hay varias opciones disponibles al momento de pagarle al talento por su trabajo. Dado que así como tienes la posibilidad de establecer distintos contratos laborales con tus trabajadores, también puedes implementar distintos tipos de remuneración según sea el caso.

En este sentido, los principales son: 

  • Salario.
  • Sobresueldo.
  • Honorarios. 
  • Beneficios obligatorios (como seguridad social) y complementarios.

Salario base

Esta es la forma usual de remunerar a un colaborador por su puesto de trabajo. Se trata del dinero obligatorio que toda empresa debe pagar a sus trabajadores para retribuir sus servicios, por lo que se suele denominar salario base.  

La formas habituales de fijar el salario pueden ser:

  • Unidad de tiempo 

En el contrato se determina las horas que debe destinar el trabajador en cada jornada laboral y, con base en ello, se establece el pago correspondiente, ya sea un salario semanal, quincenal o un salario mensual. 

  • Obra o proyecto 

Este tipo de remuneración se paga por la labor realizada. Por lo general, son vínculos de trabajo donde el personal brinda sus servicios en un proyecto puntual que tiene un valor determinado. Del valor de cada obra el colaborador obtiene su remuneración.

  • Comisión 

Este es un tipo de remuneración que no está atada al tiempo o a las obras realizadas por el talento, sino que depende específicamente del rendimiento de su trabajo. En función de ello se le paga un porcentaje. Por eso se utiliza generalmente para ofrecer una remuneración variable a quienes forman parte del equipo de ventas

Además de esta distinción el salario puede ser:

  • Fijo 

Es una suma permanente de dinero que el empleador paga a sus trabajadores de forma regular por el trabajo realizado. Suele estar asociado al salario por unidad de tiempo.

  • Variable 

Esta es la cantidad que cobra el talento en función de su desempeño y de los objetivos alcanzados. Esta cifra está sujeta a su rendimiento y, por lo tanto, puede cambiar de un mes a otro. El salario por obra o por comisión se ajusta a este tipo de remuneración. Las horas extras y aguinaldo también contabilizan dentro de esta forma de pago. 

  • Mixto 

En este caso, el trabajador cobra un porcentaje de sueldo fijo y otro porcentaje de sueldo variable por sus servicios prestados.

  • Sobresueldo 

Otro tipo de remuneración que puedes ofrecer a tus colaboradores es el sobresueldo. Este es un monto de dinero adicional que sirve para complementar el salario base. Es decir que de alguna manera se percibe como una compensación extra. 

Por lo general, la forma más común de sobresueldo es el pago de las horas adicionales a la jornada laboral del trabajador. Si este trabaja más horas de las acordadas, recibe una retribución extra que se suma a su remuneración fija.

Pero, en esencia, el sobresueldo es cualquier remuneración, recompensa o beneficio que va más allá del salario regular del talento. Por ello, otros ejemplos a considerar son los bonos o el  pago de incentivos. 

  • Honorarios 

Este es el tipo de remuneración más común en un acuerdo freelance. Aquí no hay salario, ya que no se da un vínculo de subordinación, sino que el colaborador presta su servicio de forma independiente. Por lo tanto, suele ser el trabajador quien determina el monto de dinero que quiere cobrar por el trabajo a realizar. 

Por ejemplo, al contratar a un diseñador gráfico freelance, este puede establecer sus honorarios por tiempo (hora, quincena, mes), por cada tarea específica que deba realizar o por la totalidad del proyecto.

Beneficios obligatorios y no obligatorios

Otra de las remuneraciones a considerar son los beneficios. Hay algunos que son obligatorios y otros que pueden ofrecerse como complemento, para crear un paquete realmente atractivo para el talento. 

Los beneficios obligatorios son compensaciones que integran el salario, pero no constituyen un pago en efectivo, sino que el trabajador las recibe de forma indirecta. Son tanto un derecho de la fuerza laboral, como una obligación para los empleadores.

Si contratas un empleado entonces, algunos de los beneficios mínimos que debes garantizar son:

  • Seguro médico.
  • Plan de jubilación.
  • Seguro de desempleo.
  • Licencia por enfermedad.
  • Seguro de accidentes y riesgos laborales. 
  • Otros beneficios sociales.

Este tipo de remuneración no monetaria se calcula como un porcentaje de la retribución que percibe el trabajador y, por tanto, suele estar contemplada en el salario bruto. Aquí puedes conocer en detalle qué criterios tener en cuenta para hacer este cálculo. 

¿Cuáles son los beneficios no obligatorios? Todas aquellas remuneraciones adicionales que puedes entregar a tu personal para complementar su salario, aunque no sean exigidas por las leyes laborales. 

Algunos ejemplos pueden ser:

  • Tiempo libre remunerado.
  • Horario flexible.
  • Programas de bienestar.
  • Seguro médico privado o cobertura ampliada. 
  • Subsidios para formación.
  • Ayuda para cubrir los gastos relacionados al cuidado de niños.
  • Membresía para gimnasios.
  • Viáticos.

Lo importante de los beneficios complementarios es que hoy en día se han convertido en uno de los elementos clave para atraer y retener al talento. 

¿Qué beneficios ofrecen las principales empresas? 

Una de las compañías que se destaca por innovar en beneficios para sus empleados es Google. La empresa ofrece comida gratis, salas para descansar, un gimnasio con clases 100% libres e incluso charlas con celebridades. Además, brinda un seguro por fallecimiento, que se traduce en el pago del 50% del salario del trabajador fallecido a sus familiares durante 10 años. 

Por su parte, el talento de Netflix puede disfrutar de una licencia ilimitada por maternidad o paternidad. Una medida que se ha extendido a otras empresas como Microsoft o Adobe.

En el caso de Amazon, uno de los beneficios destacados que ofrece la compañía es su programa Career Choice. Con este, la empresa se compromete a pagar hasta un 95% de la matrícula y cuotas de inscripción de los empleados que decidan estudiar ciertas carreras en la universidad. 

En sintonía con el ejemplo anterior, Starbucks ha creado el Plan de logros universitarios. El mismo está destinado a brindar una cobertura del 100% de la matrícula para los colaboradores que decidan estudiar en alguno de los programas de la Universidad Estatal de Arizona. 

Como podemos ver, cuando se trata de beneficios para empleados, la creatividad es una gran aliada. 

Recuerda que el desafío es crear un paquete de compensación que sea lo suficientemente atractivo para que las personas elijan quedarse en tu empresa. 

Según Great Place to Work, los mejores lugares para trabajar en América Latina son: 
° DHL Express 
° 3M
° AT&T Latin America: AT&T Mexico, Vrio: DIRECTV and SKY

¿Cómo determinar qué clase de remuneración puede funcionar en tu empresa ?

Al momento de crear un sistema de remuneración que funcione en tu compañía, es importante tener en cuenta las características del talento que la conforma, las necesidades propias de tu modelo de negocio y las posibilidades de tu negocio: usualmente para esto se encuentra el sector de Recursos Humanos. 

Con estos criterios en mente, puedes encontrar la solución que mejor se adapte a tu equipo. Te compartimos algunas ideas como punto de partida:

Conoce a fondo las características de la empresa 

Conocer en profundidad las características de la empresa te permitirá saber qué tipo de remuneración puedes ofrecer. Por ejemplo, proporcionar a tus trabajadores una remuneración variable o compensar a tus colaboradores con un monto fijo implica esfuerzos distintos. 

Mientras que un tipo de salario fijo puede planificarse y conocerse de forma anticipada, un salario variable se determina mes a mes. Esto exige contar con la solvencia suficiente para retribuir a los trabajadores en función de sus resultados. Es decir que la remuneración mensual podría contener compensaciones por incentivos, sobresueldos y otros pagos adicionales. 

Antes de determinar este sistema de compensación para tus trabajadores, identifica las posibilidades de tu compañía para implementarlo. 

Revisa tu presupuesto 

El costo de mano de obra suele estar entre los mayores gastos de las empresas. Por ello, al momento de determinar qué tipos de remuneración puedes ofrecerle a tus colaboradores es clave revisar el presupuesto para partir de una base realista. 

Es cierto que como empleador posiblemente quieras brindar una remuneración competitiva a tu personal, pero esto debe estar equilibrado con la situación financiera de tu negocio. De lo contrario, corres el riesgo de prometer algo que luego no puedas cumplir o remunerar a tu equipo más allá de las posibilidades de tu compañía. 

Investiga el mercado laboral 

El mercado laboral cambia constantemente, las distintas variables del contexto lo modifican. Por ello, otra práctica recomendada al momento de definir qué remuneraciones ofrecer en tu empresa es investigar el mercado. Para ello puedes revisar los sueldos que ofrecen actualmente las compañías de la competencia. 

Esto puede darte una referencia más clara de hacia dónde dirigir tus esfuerzos al momento de definir cómo remunerar a tus trabajadores. 

Claro que hay muchas compañías que no comparten información sobre el rango salarial en sus ofertas de trabajo, por ello, una solución que puede ser de gran ayuda en estos casos es nuestra herramienta Salary Insights. Al crear un contrato laboral en Deel y completar la función, el cargo y la ubicación de tu nuevo colaborador, podrás ver el salario actual de la industria para determinar la remuneración adecuada. 

Sin dudas, esto puede servirte como punto de referencia al crear el paquete de compensaciones para tu equipo. 

Evalúa el rendimiento de los trabajadores 

¿Todos tus empleados deberían recibir la misma remuneración? Al establecer el tipo de compensación que le darás a tu equipo, una buena práctica puede ser evaluar el rendimiento de cada trabajador. 

Si algunos colaboradores tienen un mejor desempeño y logran resultados que contribuyen a los objetivos del negocio, recompensarlos por ello puede ser una buena iniciativa.

Esto implica que quizá tengas que establecer distintos tipos de remuneración según el nivel de compromiso del talento. 

En este sentido, hacer un seguimiento del rendimiento de tu equipo es un excelente recurso, ya que te permite obtener datos precisos sobre los resultados alcanzados por tus colaboradores en un periodo determinado. 

En este punto no olvides asegurarte de que tu presupuesto cuenta con espacio suficiente para garantizar todos estos bonos y comisiones por desempeño. 

Ten en cuenta la ubicación de tu equipo

Cuando tienes trabajadores remotos a tu cargo su ubicación geográfica o lugar de trabajo influye en la remuneración que ofreces. Un criterio que puedes usar para fijar el salario y otras compensaciones, es establecer un rango salarial en función del costo de vida en cada país en el que tengas colaboradores remotos. 

Cuando defines la remuneración que recibirán tus trabajadores, de alguna manera estás determinando la calidad de vida que estos pueden llegar a tener. Por eso es importante considerar la economía local en cada caso, para poder ofrecer una compensación acorde a cada mercado. 

Esto posicionará mejor a tu empresa de cara a la competencia, evitando la fuga del talento remoto. 

Considera las leyes locales 

Al contratar de forma global, también es necesario considerar las distintas leyes laborales de cada país. Antes de establecer la remuneración que ofrecerás a tu equipo remoto debes evaluar si los salarios y beneficios que piensas ofrecer cumplen con la legislación de cada lugar.

Así, es importante tener en cuenta, entre otros aspectos, el salario mínimo de cada país. Aunque en Latinoamérica se comparten características comunes, hay variaciones considerables en cuanto al mínimo legal establecido como remuneración para los trabajadores de cada país. 

Te compartimos algunos de los salarios mínimos que rigen actualmente en la región: 

Ecuador: el salario mínimo en el país es de $425 dólares mensuales.
Chile: el valor del salario mínimo es de $411 dólares mensuales, lo que representa 350.000 pesos chilenos.
Argentina: el salario mínimo es de $288 dólares al mes, lo que equivale a $33.000 pesos argentinos. 
México: el salario mínimo es de $256 dólares mensuales, es decir, $5.258 pesos mexicanos al mes. 
Colombia: actualmente rige un salario mínimo de $244 dólares al mes, lo que equivale a 1.000.000 de pesos colombianos. 
Perú: el salario mínimo es de $233 dólares al mes, básicamente un total de $930 soles. 

Salario fijo, pago por hora o por obra ¿qué tipo de remuneración elegir?

Esta es una de las dudas que pueden aparecer al contratar trabajadores remotos. Un modelo laboral flexible supone dejar atrás ciertas fórmulas tradicionales y por ello, las preguntas sobre el salario son inevitables.

No hay una respuesta correcta o incorrecta, eso depende de diversos factores: del tipo de remuneración que puedes ofrecer en tu empresa; del contrato de trabajo que celebres con tu equipo remoto; y de las necesidades específicas a cubrir con cada colaborador. 

Algunas pautas que pueden orientarte son:

¿Cuándo ofrecer salarios fijos?

  • Cuando contratas a empleados remotos a tiempo completo.
  • Cuando tienes un volumen de trabajo suficiente que justifique una jornada laboral semanal mínima de entre 36 y 45 horas, que son las jornadas semanales más comunes en Latinoamérica. 
  • Cuando quieres brindar estabilidad a tus colaboradores. 

¿Cuándo ofrecer pago por hora o por obra?

  • Cuando el volumen de trabajo en tu compañía fluctúa.
  • Cuando solo necesitas personal en un momento determinado del año.
  • Cuando tienes un proyecto puntual que resolver.
  • Cuando no cuentas con un presupuesto suficiente para garantizar un paquete de beneficios robusto. 

Gestiona la remuneración de tu equipo con Deel

Elegir qué tipo de remuneración ofrecer en tu empresa es una tarea que lleva tiempo. Sin embargo, tomar esta decisión con cuidado es fundamental para atraer al mejor talento y retener a tus colaboradores más valiosos.

Una vez que decides de qué forma compensar a tu equipo, solo necesitas una herramienta para gestionar los salarios y beneficios de tus trabajadores fácilmente.

Deel te permite pagarle a tu equipo con un solo clic. Puedes automatizar la gestión de pagos evitando errores humanos y te aseguras de que todos tus colaboradores cobren en tiempo y forma, sin importar el lugar del mundo en el que se encuentren. 


Sigue aprendiendo sobre pagos a tus equipos:

 

Deel hace muy simple el crecimiento de los equipos remotos e internacionales.
¿Estás listo para empezar?

+

Países

+

Clientes

+

Firmas legales

+

Monedas